22 noviembre 2014

TERAPIA DE LA LÍNEA DEL TIEMPO



La Línea del Tiempo es una representación espacial de la temporalidad. Usted y yo podemos imaginar que la vida, suya, nuestra o la de otras personas -- desde su nacimiento o concepción hasta la muerte --  es una línea sobre la que vamos avanzando con el tiempo.
 
De esta imagen surgen tres parámetros: el pasado, el presente y el futuro.

Siempre estamos en el presente, sin embargo, con la ayuda de nuestra imaginación podemos "retroceder" hacia el pasado o "avanzar", mucho más rápido que el tiempo, hacia el futuro.
 
El concepto de "Línea Temporal" establece una relación entre el tiempo y el espacio. Nuestro lenguaje está repleto de metáforas que hacen referencia a ese paralelismo: "Todo lo concerniente al pasado quedó atrás"; "el futuro se abre ante nosotros"; "por el camino de la vida"; etc. Richard Bandler (co-creador de la Programación Neuro-Lingüística, PNL) observó que esa forma de hablar corresponde a una codificación espacial del tiempo en nuestro cerebro, es decir, situamos las imágenes mentales de nuestros recuerdos en un determinado orden, que corresponde a la cronología de los acontecimientos de nuestra existencia.
 
 Hay dos tendencias principales. La primera consiste en ubicar el pasado detrás y el futuro delante, mientras que el presente se sitúa en el lugar que estamos. A esta forma se le denomina "asociado al tiempo" o "en el tiempo". La segunda tendencia consiste en considerar la línea temporal a distancia, situando generalmente el pasado a la izquierda (ver figura más arriba), el futuro a la derecha, y el presente más o menos enfrente. En este caso, se está disociado del tiempo.
 
Los individuos que están "asociados" al tiempo viven esencialmente en el presente y en el futuro próximo. Se interesan poco por el pasado pues no lo ven. Tienden a vivir "el momento" como les llegue y... ¡a llegar con retraso a una cita! Están tan metidas "en" sus cosas que carecen de perspectiva cuando juzgan una situación.
 
Las personas que están "disociadas" del tiempo se perciben como más frías. Planifican, reflexionan y, por lo general, son puntuales. Pueden tener tendencia a no dejarse llevar por el disfrute pleno del momento presente, ya que juzgan la situación o se encuentran ya más allá de ella. También se puede dar el caso de una Línea Temporal que sea una variante o combinación de ambas. Algunos sujetos poseen una línea que sube y baja, con una o varias curvas, que se enrolla sobre sí misma o que es circular. Tales variaciones son el reflejo de los períodos fuertes de la vida de esas personas.
 
 Como se podrá dar cuenta, la Línea del Tiempo de una persona refleja sus creencias y representa su vida. En consecuencia, resulta lógico recurrir a ella para conocer su pasado. Muchos de los "cambios" producidos  en terapia, por ejemplo (consciente o inconscientemente,) son el resultado de modificaciones en la experiencia subjetiva que el individuo tiene del tiempo.
 
 Una actividades delicada para un terapeuta que trabaja con la línea temporal de un individuo es la de conseguir extraer la "representación subjetiva" que la persona tiene del tiempo. Por otro lado, cuando un instructor (relator o facilitador) se haya inmerso en la dinámica de formación hablar de estos términos, de representaciones gráficas mentales, de maneras de visualizar, etc., es algo "normal" y corriente, pero cuando se trata de explicárselo a un cliente para que revele cómo se representa internamente el tiempo, no resulta una tarea fácil; particularmente podemos afirmarlo por experiencia propia.

Muchas personas en el mundo occidental, tienen una línea del tiempo “De Izquierda a Derecha” o de “Atrás hacia delante”. En el caso de la línea del tiempo de “Izquierda a Derecha” el pasado está usualmente a la izquierda en las personas diestras y a la derecha en las personas siniestras.

En la línea del tiempo de “Atrás hacia Adelante” las personas usualmente tienden a poner el pasado atrás de ellas. Las líneas del tiempo de “Abajo hacia Arriba” son escasas en el mundo occidental, pero extrañamente casi todas tienen esta línea del tiempo en el Japón –podría esto estar asociado a la forma de escritura japonesa?.

Para darnos cuenta de cómo pensamos y actuamos debemos darnos cuenta de cómo codificamos el tiempo. Para esto haz el siguiente ejercicio:
  • Piensa en cómo era tu desayuno hace cinco años
  • Piensa ahora en tu desayuno de hace una semana
  • Piensa en tu desayuno si fuera justo en este mismo instante
  • Piensa ahora cómo será el desayuno dentro de una semana
  • Piensa cómo será dentro de cinco años

Probablemente tengas una imagen de estos cinco ejemplos en forma de película o foto. ¿Cómo sabrías cuál es cuál? Mira las imágenes de nuevo y fíjate en las diferencias.
  • En qué espacio las ubicas (dónde mueves los ojos o la cabeza cuando piensas en cada una de ellas)
  • Qué tan brillante es cada una de las imágenes o qué tan opacas
  • Cuáles tienen movimiento o son fijas
  • A qué distancia están de ti y en qué dirección

Cuando contestes a estas preguntas sabrás cómo codifica tu mente el tiempo.
Checa estos ejemplos y piensa en ellos y en los que acabas de tener en el ejercicio anterior.

Pasado
-Distante y nebuloso: no es muy importante seguramente.
-Delante de uno: siempre está a la vista e influirá en nuestra vida.
-Detrás de uno: será difícil de ver y caeremos en los mismos errores.

Presente
-Frente a uno y muy grande: se disfruta el momento y se tiende a no planear.
-Sólo se ve el presente: aquí nos sentimos seguros probablemente con miedo al futuro o al pasado.
-Frente a uno, uniéndose el pasado con el futuro: no se disfruta el presente siempre pensando en lo que pasó o va a pasar.

Futuro
-Bien iluminado y enfocado: se planea bien y las metas se llevan a cabo.
-Al frente pequeño y gris: no hay metas ni planes pues no hay motivación.
-A la izquierda: sin movimiento igual que el pasado y poco motivante.

Lo bueno de saber cómo codifica cada uno de nosotros el tiempo, es darnos cuenta dónde está el problema de nuestras conductas muchas veces para poder modificarlas a través de modificar nuestra línea del tiempo y fluir más asertivamente.


Yo (BERNAL27) uso la terapia de la línea del tiempo combinándola con técnicas de PNL, EMDR, Gestalt y EFT, de ésta última, por ejemplo, la Reimpronta Matricial. Los recursos que uso son los que tenga a la mano en ese lugar y circunstancia. Haciendo uso de mi creatividad e intuición, además, obviamente, basándome en la forma y trayectoria que el paciente visualiza su línea del tiempo. 

La línea del tiempo se puede trabajar en terapia a través de visualizaciones y/o de dibujos y líneas creadas con diversos materiales en piso, tierra o pizarrón. Los límites son la congruencia de lo que como terapeuta implementes y facilites.



La línea del tiempo en una persona también se puede trasladar analógicamente, como línea de vida, por ejemplo, a un árbol proyectivo, donde la altura sería los años de edad que tiene el individuo al momento de realizar el dibujo, y de las partes significativas del árbol (por ejemplo: ramas, manchas, quebraduras, cortes, animales, etc.) se puede tener un aproximado de la edad a la cual le sucedió algo significativo, como un conflicto o trauma, esto a través de una regla de tres o con el índice de Wittgentein

Graf Wittgentein era un neurólogo y psiquiatra alemán. Él aportó uno de los descubrimientos más valiosos para la valoración del Test del Árbol. Nos dejó de legado un método de medición basado en su teoría de que el dibujo de un árbol podía no solamente reflejar la situación momentánea del sujeto sino que también podía retratar el tiempo y ocurrencia de un trauma en su desarrollo.
 ¿Cómo lograr esto, entonces?
Midiendo el árbol desde la raíz o suelo hasta el punto más alto de la copa o corona se puede establecer lo siguiente:

 INDICE DE EDAD PARA EL TEST DEL ARBOL PROYECTIVO
Se plantean dos suposiciones:
- Que la altura del árbol representa la edad presente del sujeto.
- Que todas las medidas verticales son proporcionales al tiempo.

Dadas estas dos suposiciones es posible determinar entonces cuándo ocurrió un evento, como por ejemplo en el caso de una rama cortada o un nudo en el tronco del árbol, etc.
 Para esta interpretación se utiliza el índice de edad provisto por Graf Wittgentein. Este índice está calculado en base a la edad del sujeto, en años. Luego, para determinar la edad al momento en que sucedió el evento, dividimos la distancia vertical desde la base del evento por el índice.

Digámoslo así: Según Graf Wittgentein, la altura total del árbol desde la raíz o suelo hasta la punta más alta de la copa representa la edad del sujeto en el momento en que se realiza el test. Si medimos ese segmento (llamémoslo AB) y lo expresamos en términos de milímetros, diremos entonces que el mismo es la representación de la edad de ese sujeto.
Si realizamos el cociente entre la medida de dicho segmento (AB) expresado en milímetros y la edad del sujeto, estaremos en condiciones de determinar un número al que le llamaremos Índice de Wittgentein (IW).
 Paso seguido medimos la distancia que existe desde la raíz o suelo del árbol hasta la zona del tronco en la que aparece el nudo, fisura, rama cortada, o cualquier otro tipo de accidente. Este será por ejemplo el segmento CD y lo expresaremos en milímetros también.
 Paso final, sacamos el cociente entre la medida del segmento CD (ya expresada en milímetros) y el Índice de Wittgentein; el número obtenido de esta operación nos dará la edad en la que el sujeto vivió un hecho traumático de trascendencia en su vida, el cual le ha dejado huellas.

 Veamos este proceso en un gráfico.




Veamos cómo medir en el Ejemplo 1

EDAD DEL SUJETO =   30 Años

SEGMENTO AB        = 195 mm    ( recordar que 1 cm= 10 mm )

SEGMENTO CD        =   76 mm



A. Cálculo del IW:

     IW: AB    =        195 mm

          Edad            30 Años



IW =  6.5



B. Cálculo de la Edad del Conflicto (EC)

     EC:  CD  =    76 mm

             IW         6.5

EC = Entre los 11½ y 12 años





Veamos cómo medir en el Ejemplo 2

EDAD DEL SUJETO =   42 Años

SEGMENTO AB        = 223 mm

SEGMENTO CD        =   35 mm



A. Cálculo del IW:

     IW:  AB    =     223 mm

            Edad       42 Años



IW =  5.3 (223 odidivid 42 = 5.3)



B. Cálculo de la Edad del Conflicto (EC)

     EC:  CD   =    35 mm

             IW          5.3


 Edad del Conflicto = Entre los 6½ y 7 años
 




*DESCARGA paquete de extractos de libros y artículos sobre la terapia de la línea del tiempo:


*En esta dirección lee varios artículos relacionados con la Línea del Tiempo:


*FUENTES DE INFORMACIÓN:
-“Cambiar tu mente para cambiar tu vida…y conserva el cambio. Nuevas submodalidades en PNL”. Steve y Conirae Andreas
-“PNL y la Imaginación”. Rupert Weearth.
-“Gestalt de Vanguardia”. La terapia de la línea del tiempo. Vicens Olivé en libro de Claudio Naranjo.

-“Curso de Máster PNL Avanzada”. Salvador Carreón.
-“El Método Silva de Control Mental”. José Silva.
-“PNL y Chamanismo. El vuelo del águila”. Helmut Krusche.
-“Terapia Gestalt y líneas de tiempo en regresión”. Jean-Marie Robine
-“El Aprendiz de Brujo 2”. Alexa Mohl.
www.aprenderpnl.com
http://soluciones.con-pnl.com
http://pnlnexos.jimdo.com/herramientas/l%C3%ADnea-del-tiempo/
http://www.inspirulina.com/linea-del-tiempo-en-pnl.html
http://estrategiaspnl.com/la-interpretacion-del-tiempo/2/
http://pnlnexos.blogspot.mx/2009/06/el-concepto-de-linea-del-tiempo.html


*VIDEOS: